domingo, 8 de enero de 2017

La Manga: Alrededor del Mar Menor


Para familiarizarnos con el entorno, hoy recorrimos el litoral norte del Mar Menor, desde Los Alcazares hasta San Pedro del Pinatar, visita muy bonita siempre cerca del mar, y de los cultivos intensivos, del lado campestre, principalmente de melones tempranos, crecidos en invernaderos.

Nuestra primera parada en Los Alcazares fue interesante.

Los Alcazares situado en el centro de la ribera norte del Mar Menor, está incluido desde 1.983, en que logro su segregación de San Javier y de Torre-Pacheco, y se constituyo como municipio, en la Comarca del Mar Menor y cuenta con mas de 15.000 habitantes, que se multiplican por diez durante el verano.

Sus origenes se remontan al Imperio romano, como atestiguan los hallazgos arqueológicos que confirman la existencia de una villa tardo romana con termas, probablemente realacionadas con las propiedades curativas atribuidas a las aguas del Mar Menor, que se pueden contemplar en el Museo Arquelógico Provincial de Murcia.

Los romanos procedieron al dragado de zonas de la laguna e instalaron en el centro de la misma, pesquerías e industrias de salazón, donde se elaboraba la salsa garum, muy apreciada en todo el imperio, y que tenía un alto precio.

No está atestiguada la presencia visigoda en la zona de Los Alcazares, aunque se supone que continuaron con el poblamiento romano; sin embargo, tras la invasión musulmana se creo en este territorio una fortificacion, "Al Kazar", castillo, fuerte o fortaleza, en árabe, de la que deriva el nombre de Los Alcazares.

Los hallazgos arqueológicos de esta época acreditan que fue el núcleo urbano de mayor antigüedad de las riberas del Mar Menor, siendo utilizado por los musulmanes como balneario, para aprovechar las propiedades terapéuticas de las aguas del Mar Menor y tambien como puerto, que estaba situado en el centro de la bahía.

Tras la reconquista cristiana del rieno de Murcia por Fernando III de Castilla y su hijo, el infante Alfonso, futuro rey Alfonso X, el Sabio, en el s. XIII (1.266), hubo que reforzar las estructuras defensivas, con torres vigia a lo largo de la costa,  debido a las continuas incursiones de los piratas berberiscos provenientes del norte de Africa.

Pasado el peligro corsario hacia finales del s. XVIII, la zona estaba habitada por pescadores y trabajadores de las salinas.

A finales del s. XIX la zona volvio a ser residencia veraniega, de huertanos y burguesia cercana, construyendose los antiguos y típicos balnearios de madera sobre el Mar Menor y el Hotel Balneario de la Encarnación (1.905), del cual hablare mas adelante.

Contribuye mucho al desarrollo de Los Alcazares la construcción de la primera Base de Hidroaviones del Ejercito español en 1.915, todavia en funcionamiento hoy día, rehabilitada para uso del Ejercito, cuyo Museo visitamos.

Cuenta tambien Los Alcazares con un  Centro de Alto Rendimiento dedicado a entrenamiento de deportistas de Alto Nivel, asi como a concentraciones de Federaciones deportivas, concentraciones de clubs y equipos, seminarios, masters, o cualquier otra actividad deportiva.

Y, para acabar citar que uno de los principales atractivos de Los Alcazares son sus, nada menos que ocho playas, con distintos nombres pero una a continuación de la otra.
                                                                             

Despus de salir de La Manga recorrimos los pocos km hasta Los Alcazares donde paramos para visitar el Museo


No hay comentarios:

Publicar un comentario